Una vez, Rab Huna reprendió a su hijo, Rabbah:
-¿Por qué no vas a la conferencia de Rav Chisda? Dicen que él habla muy bien.
- ¿Por qué debo ir?- contestó el hijo – Cada vez que lo hice Rav Chisda habló apenas de las cosas de este mundo: de las funciones del cuerpo, de los órganos, de la digestión y de otras cosas relacionadas simplemente con lo físico.
Y el padre dijo:
- Rav Chisda habla de las cosas creadas por Dios y tú dices que habla de cosas de este mundo? ¡Ve a escucharlo!.

FUENTE: http://www.paulocoelho.com
“Guerrero de la Luz Online, publicación de www.paulocoelho.com.br

Sant Jordi Asociados Agencia Literaria S.L
http://www.santjordi-asociados.com
Traducido por Montserrat Mira