• Ser excelente es hacer las cosas, no buscar razones para demostrar que no se pueden hacer.
  • Ser excelente es comprender que la vida no es algo que se nos da hecha, sino que tenemos que producir las oportunidades para alcanzar el éxito.
  • Ser excelente es comprender que: en base a una férrea disciplina, es factible forjar un carácter de triunfadores.
  • Ser excelente es trazarse un plan y lograr los objetivos deseados a pesar de todas las circunstancias.
  • Ser excelente es saber decir: Me equivoqué y proponerse no cometer el mismo error.
  • Ser excelente es levantarse cada vez que se fracasa, con un espíritu de aprendizaje y superación.
  • Ser excelente es reclamarse a sí mismo el desarrollo pleno de nuestras potencialidades buscando incansablemente la realización.
  • Ser excelente es entender que a través del privilegio diario de nuestro trabajo podemos alcanzar la realización.
  • Ser excelente es ser creador de algo: un sistema, un puesto, una empresa, un hogar, una vida.
  • Ser excelente es ejercer nuestra libertad y ser responsables de cada una de nuestras acciones.
  • Ser excelente es sentirse ofendido y lanzarse a la acción en contra de la pobreza, la calumnia y la injusticia.
  • Ser excelente es levantar los ojos de la tierra, elevar el espíritu y soñar con lograr lo imposible.
  • Ser excelente es trascender a nuestro tiempo legando a las futuras generaciones un mundo mejor.
  • Ser líder de Excelencia de esta talla son los que necesita el mundo y los reclama Dios.
Miguel Angel Cornejo
http://www.cornejoonline.com