La Necesidad de Capacitar a Nuestro Personal

A través de los años se ha observado que las empresas e instituciones han puesto un freno a la capacitación del personal, argumentando que es un gasto innecesario por la alta rotación del personal o a que no lo necesitan porque han venido realizando sus actividades cotidianas en la misma forma desde tiempo atrás en forma “eficiente”.

De ser así, el trabajo mecánico se efectúa, pero, nos hemos olvidado que son seres humanos que no sólo necesitan la capacitación para desarrollar bien su trabajo cotidiano sino que también olvidamos la parte mas importante “la persona”, donde ésta pueda desarrollar sus habilidades internas como son la autoestima, la automotivación, el deseo de servir, los valores, la unión familiar, de relacionarse (no destruirse mutuamente) y sobre todo que amen su trabajo y no lo vean como una carga donde sólo ven el beneficio personal y se olvidan del grupal y de la institución a la cual ven como un medio de obtener mas recurso y menos trabajo.

Para crecer como personas, grupo, institución y país debemos de mantener una capacitación continua que permita el desarrollo personal y laboral de tal modo que se concientice de la importancia de tener una visión de trabajo en equipo, bajo un mismo objetivo para lograr resultados satisfactorios para todos los participantes y a la vez se reflejen en una mejor calidad de vida emocional y económica para todos.

En la actualidad las empresas, dadas las condiciones de la microeconomía, han tomado la capacitación como algo secundario, que no es necesaria ya que existe mayor demanda por parte de la fuerza laboral que tiene que jugar las reglas del juego establecidas por la empresa o institución relegando al ser humano a ser una herramienta mas dentro del proceso. Si se desvía de las reglas establecidas hay muchos esperando su puesto.

Si tomáramos como regla general capacitar a nuestro personal tanto en lo laboral como en lo personal, fomentando su crecimiento interno, la productividad realmente se incrementaría y no por las reglas impuestas sino por un convencimiento personal de dar lo mejor de si mismos para lograr tener una mejor calidad de vida y un país prospero.

Realmente las empresas o instituciones que llevan a cabo una capacitación continua enfocada a la parte humana han logrado reducir la rotación de personal y aumentar su productividad; logran posicionarse en el mercado como empresas e instituciones de calidad en lo que producen y en la conservación y crecimiento de su personal.

Por otra parte se logra reducir los conflictos laborales, incremento en la percepción de los valores y sobre todo una mejor relación familiar.

Debemos de convencernos que la educación del personal, ya sea escolar o por medio de la capacitación es el único camino para lograr una mejor empresa o institución y sobre todo un México mejor.

“Se nos ha olvidado que El Ser Humano es el Principal Activo y que al Ser Humano de vez en cuando le gusta que lo traten como Humano”

Roberto J. Cuadra Villegas
Consultores y Asesores Técnicos Unidos, SA de CV


Copyright © 2018 - liderazgoymercadeo.com - Políticas de Privacidad
Todos los Derechos Reservados. atencionliderazgoymercadeo@gmail.com