Creado para Resolver Problemas. Seis pasos para salir de ellos

En el camino hacia la realización de nuestros sueños, hay ocasiones, en las que se nos presentan determinadas dificultades que no sabemos cómo resolver. Nuestra naturaleza nos capacita para enfrentar cualquier tipo de situación y solucionarla, estamos preparados para eso. Sin embargo, el mayor obstáculo se nos presenta al querer hacer de una sola manera, a nuestro modo. Lo que otra persona pudo superar a “su modo” a nosotros quizás no nos ayude. Por lo tanto comenzamos a preguntarnos: ¿Cómo voy a hacer para resolver éste, mi problema?

La solución está en tu interior
No te evadas de los problemas simplemente porque no puedes resolverlos, no te escondas debajo de la alfombra, el problema ¡seguirá allí! Tampoco los niegues, no creas que por repetir una y otra vez: "no tengo problemas, no tengo problemas" se va a ir así, de repente. Menos recomendable es negarlos. Dentro tuyo hay un pensamiento que se "distingue" de los demás, de la "masa". Las personas exitosas logran sus objetivos porque piensan diferente del resto y se animan a ir más allá de lo que el común de la gente les impone. Si no podés resolver un problema es, seguramente, por estar enredado entre reglas y sistemas de pensamientos obsoletos. Tenemos que revisar nuestra mente para cambiar el sistema de creencias y hacer cambios sustanciales. Cuando estés listo para salirte de las normas preestablecidas y de los pensamientos erróneos serás capaz de resolver cualquier inconveniente que se te presente. Tenés que ser creativo, y creatividad no significa "conocimiento". Creatividad no es sinónima de "ser universitario", sino de disponer todo el potencial con el que has sido creado a disposición de la generación de nuevas ideas y de posibles soluciones. No quiero decir con esto que el conocimiento no es importante, no. Me refiero a que la imaginación, sumada a la creatividad y al potencial que aun no salieron de tu interior deberán ser puestos en marcha para generar nuevas y eficaces soluciones. A la creatividad se la elige como forma de vida. Solo ella te hará ver las dificultades desde diferentes ángulos los cuales, jamás te los hubiera permitido ver el conocimiento adquirido. No te conformes con lo que conocés. ¡Programate para más, salí de la zona de confort y animate! Esforzate y no desmayes a mitad de camino. Ser un generador constante de soluciones te posibilitará estar un paso adelante de los futuros cambios. Ni la magia, ni la suerte, ni los ángeles, ni la adivinación te conducirán a la solución del problema sino que necesitarás buscar y activar la creatividad y el potencial con el cual has sido creado. Las ideas de avanzada, de progreso, de resolución, de éxito están puestas en marcha por personas que no son del "montón", por individuos que se diferencian del pensamiento generalizado; es debido a esto que alcanzan el éxito. Ellos se animan a quebrar las fortalezas mentales y los patrones de conductas que no sirven más.

Seis pasos para salir de los problemas.

Primer paso: Identificarlo
Es necesario identificar la dificultad, antes de poder encarar la posible solución. Primero la identificás, luego generas alternativas, las analizás y por último las llevas a cabo. Cuando descubras cual es la raíz de lo que te impide alcanzar el objetivo, aparecerá la solución. Te ayudará a enfocarte en la creación de nuevas ideas y estrategias para llegar a buen término.

Segundo paso: Anotarlo
Quizás ya sea conocido el problema a enfrentar y pienses: "pero esto ya me sucedió varias veces" y no encontré solución. No es así como llegarás a encontrarla. Verás que escribiéndolo, te será mas fácil captar ideas y soluciones exitosas. Tu mente y tus pensamientos tienen que estar orientados a este fin: a buscar una solución. Recordá: todo problema tiene una solución . Te aconsejo que lo escribas y le asignes un puntaje de dificultad. Así te darás cuenta si es necesario resolverlo de inmediato o puede esperar y la razón por la cual debes resolverlo. Te ayudará a pensar regularmente en ese momentáneo obstáculo y crear diversos tipos de salidas a él.

Tercer paso: Simplificarlo
Hacer de tu problema otro problema mayor te traerá inconvenientes. No lo dimensiones. Reducí tu problema a una categoría menor. Albert Einstein fue un hombre que supo simplificar sus problemas. Desarrolló la teoría de la relatividad en un comienzo aplicada a un grupo sencillo de casos. Trabajar en un problema sencillo ayudó a este hombre a desarrollar ideas que hicieron posible una teoría más general. En otras palabas: simplificar el problema es esencial para encontrar la solución.

Cuarto paso: Cambiar de Estrategia
Abraham Maslow expresó: "Cuando la única herramienta que posees es un martillo, cada problema empieza a parecerse a un clavo". Cambiar de estrategia te llevará a cambiar el punto de vista acerca de él. El hecho de seguir insistiendo en estrategias y planes que no te resultan, no te permitirá vislumbrar otras posibles soluciones. Para graficarlo de alguna manera: pasar al otro lado de él: ¿cómo lo ves ahora? ¿Continúa en ese grado de dificultad que lo veías antes? ¿Observas una nueva y posible solución? Nuevas estrategias y nuevos métodos te acercarán a resultados exitosos.

Quinto paso: Vale Equivocarse.
Einstein decía: "cualquiera que nunca haya cometido un error no ha intentado nunca nada nuevo". No utilices las equivocaciones para culparte. Los errores son necesarios para poder generar nuevos proyectos y guarda la ideas rechazadas porque en un futuro quizás puedas utilizarlas.

Sexto paso: Solucionarlo
Es fundamental para arribar a una solución creer que uno es capaz de resolverlo y accionar en consecuencia. No descartes ninguna idea, algunas te parecerán sin sentido al comienzo, pero luego te puede servir. Escribí todas las ideas que tengas, tu inteligencia no tiene límites. Podés transformar una idea que al comienzo te parece no tan buena, en una idea de oro que te acerque a resultados inesperados.

Te animo a que desafíes tu problema. Consideralo como una oportunidad para poder crecer, elevarás tu estima y te sentirás aceptado por vos mismo. Los problemas son oportunidades ¡necesitás sacarles provecho! cuanto más grandes sean ellos, mayor será el ascenso hacia tu próximo nivel de crecimiento. Tu éxito vale el esfuerzo.

Bernardo Stamateas
Escritor, Director de la Fundación Volver a Empezar, Terapeuta Familiar, Sexólogo Clínico y Miembro Distinguido de la Sociedad Argentina de Sexualidad Humana


Copyright © 2018 - liderazgoymercadeo.com - Políticas de Privacidad
Todos los Derechos Reservados. atencionliderazgoymercadeo@gmail.com