Johann Gregor Mendel

Nació el 22 de julio de 1.822, en el seno de una familia campesina de Heinzendorf (hoy Hynice, República Checa).

Ingresó en el monasterio de agustinos de Brünn, reputado centro de estudio y trabajo científico. Su verdadero nombre fue Johan, pero el 9 de octubre de 1.843 al ingresar como novicio al convento de Brün, adoptó el de Johann. Luego de tres años, al finalizar estudios en teología, fue ordenado el 6 de agosto de 1.847.

Los monjes del convento vieron que Mendel era apto para la enseñanza. En 1.849, le asignaron a una escuela secundaria en la ciudad de Znaim. Sin embargo, cuando tomó el examen calificativo del estado para su certificación como profesor, pero falló.

En 1.851 ingresó a la Universidad de Viena, en donde estudió historia, botánica, física, química y matemáticas. Mendel estudió la herencia de las abejas y coleccionó reinas de todas las razas, con las que realizaba distintos cruces.

En 1.857 comenzó a realizar experimentos sobre la hibridación de plantas, los que duraron hasta 1.864. Sus principales experimentos, llevados a cabo sobre más de 28.000 plantas de distintas variantes del guisante oloroso, le llevaron a establecer sus leyes.

En 1.866 publicó su lección sobre la regularidad matemática de los fenómenos de la herencia. Este trabajo publicado con el nombre de “Investigaciones sobre híbridos vegetales”.

Su trabajo no tuvo trascendencia alguna en los siguientes treinta y cuatro años. Sólo obtuvo el debido reconocimiento en 1.900, de manera más o menos independiente, por parte de tres investigadores, uno de los cuales fue el botánico holandés Hugo de Vries, y sólo a finales de la década de 1.920 y comienzos de 1.930 se comprendió su verdadero alcance, en especial en lo que se refiere a la teoría evolutiva.

El 30 de marzo de 1.868 Mendel fue elegido abad del monasterio del St. Thomas. Sus nuevos deberes implicaron muchas responsabilidades cívicas que lo llevaron lejos de su trabajo científico. Casi inmediatamente se vio envuelto en una confrontación con el gobierno por el pago de sus últimos impuestos. Una nueva ley de impuestos en 1.874 aumentó el impuesto sobre los monasterios para cubrir los costos de las instituciones de la iglesia. Mendel, solo entre los superiores del monasterio, discutió y rechazó la idea vigorosamente para reconocer la invalidez de la ley. Se aisló tanto en el monasterio como en la vida pública hasta su muerte.

En sus últimos años vivió una vida solitaria. Momentos antes de su muerte él comentó: "mis trabajos científicos me han traído gran satisfacción, y estoy convencido de que pronto el mundo entero elogiará el resultado de estos trabajos". Johann Gregor Mendel murió el 6 de enero de 1.884 de una afección renal y cardíaca.

Mendel desarrolló dos leyes:

Ley de la segregación: los determinantes (así denominaba a lo que posteriormente se conocería como genes) viajan de una generación a otra a traves de los gametos de los parentales, donde cada gameto recibe sólo uno de los dos alelos de cada determinante que posee un organismo. Posteriormente, en la fecudacion se restablecerá el número doble.

Ley de la transmisión independiente: los alelos de un gen segregarán independientemente de los alelos de otro gen distinto, por lo que ninguno influirá sobre ninguno a la hora de ser transmitidos a la siguiente generación.


Copyright © 2002 - liderazgoymercadeo.com Politicas de Privacidad
Todos los Derechos Reservados.contacto@liderazgoymercadeo.com